Arrimon en el metro Leido: 2532 veces


Hola, el relato que les dire a continuación es real y me paso en el metro a las 6 de la tarde cuando esta completamente lleno.
Ese día quería llegar temprano para encontrarme con mis amigos y por lo que iba muy bien arreglada soy una chica de 18 años: mido 1.66 con tez apiñonada un cuerpo delgado lo que más me alagan son mis tetas por lo grande que son y redondas, mis piernas son largas y bien marcadas y por supuesto mi culo no esta nada mal. Yo tenía que usar una línea del metro con 20 estaciones me subí al vagón de hombres por que suelen ser más amables y no tan odiosos como las mujeres cuando estan juntas, así que me abrí paso para entrar y me toco estar parada junto a un señor de unos 45 años que desde que entre se me quedo viendo los pechos por el tremendo escote que llevaba ese día iba toda de negro con la playera y pantalones pegaditos que hacian que se me marcara todo, en la primer estación no paso de eso simples miradas morbosas pero en la siguiente estación bajo su mano a un tubo que es para agarrarse justo a la altura de mis tetas medio abria las manos o con el mismo movimiento del metro parecía que me las iba tocando suavemente como me gusto permití que lo siguiera haciendo, el metro llego a la siguiente estación donde hubo más gente y el se movió para quedar enfrente de mi, cuando avanzó el vagón sentí algo caliente por donde estaba mi vagina quería pensar que era mi imaginación pero no empezo a dar como golpes con el y fue cuando me excite me puse toda roja de la cara lo cual se noto bastante y el señor se siguió moviendo y llego al lado izquierdo de mi cadera sólo se quedo ahi, yo pensaba que quería ponerse detrás y bajo una mano (con la otra seguia agarrado del tubo y tocandome las tetas)
y me empezó a acariciar las piernas subiendo y bajando casi rozando con mi vagina la cual ya se estaba mojando más, y de repente el movimiento de cadera de el señor fue más fuerte pero yo quería que fuera en mi culo donde sintiera esa verga. Eso fue como por 2 estaciones pero el señor al percatarse de mi excitación se fue hacia atras sin dejar de "agarrarse de el tubo" con su mano rozaba mis labios vaginales que estaban ardientes por ser tocados con los dedos gruesos y grandes de aquella persona y cuando menos lo espere movió más su pene para quedar entre mis nalgas y el metro avanzaba y el señor se me pegaba tan rico que me vine y mi pantalón se humedeció un poco los dedos ágiles lo notaron y siguieron sobando mi vagina cuando el metro se detuvo a mitad del camino, justo entre una estación muy larga se fue la luz! el señor obvio aprovecho para meterme mano en todo donde pudo: en la blusa apretada mis pezones y abajo me masajeaba las nalgas y después quizo meter un dedo en mi mojada y caliente vagina pero no sólo jugó con mi clítoris, pero ese momento que me encantaba paró por que la luz se restableció y el señor quizó darme unas envestidas muy fuertes, no sé si los demás caballeros lo notaban que supongo que sí por que me miraban muy sensualmente, cada vez eran más rápidas y su pene estaba tan caliente que quería agacharme a chuparselo pero sólo use mi mano para sobarlo era muy grande y grueso me daba curiosidad como se sentiría en cada parte de mi cuerpo.
Mi ancia era ser cogida por el cuarenton en su entera disposición ser de el y el momento se hacia mejor por que otra vez la lus se fue y el obvio aprovecho para meterme la mano en el pantalón y ahora sí me metio 2 de sus dedos pero eran tan gruesos que me estaban sacando un orgasmo terrible me vine en sus manos y por primera vez escuche su respiración que estaba a mil!, y como tenía que pasar la luz se restableció y con eso las envestidas magnificas muy fuertes ATROCES era como la estación 16, el tipo este me puso las 2 manos en la cadera y me fue tocando desde el vientre hasta los cálidos muslos que lo recibian, los empujones disminuyeron totalmente y luego comenzó suave con lo que me excito aunque suene increible mucho más a la siguiente estación bajaría y se fue abriendo paso para irse así como nada pero antes puso su mano en mi vagina y apretó un poquito mis labios vaginales no quería que se fuera pensé que si se quedaba me podría correr por tercera vez, desde ese día quiero que alguien me vuelva a hacer lo mismo, que me brinde un rico arrimon. Gracias por leer

Autor: ChicaExcitada18

Por ChicaExcitada18 | 2012-10-06 17:48:06

Puntuacion: - Votos: 0

Regstrate y vota este relato

0 comentarios

Identifcate o Regstrate

Entra o crea una cuenta para dejar comentarios, votar relatos, usar tu avatar, tener tu propio perfil y otras ventajas mas.

Por favor introduce en el campo inferior las 4 letras y/o números de la imagen siguiente:

Actualizar captcha